Liderazgo y productividad, la pareja por excelencia

«No se trata de una personalidad magnética, eso puede ser solo facilidad de palabra. Tampoco de hacer amigos o influir sobre las personas, eso es adulación.

El liderazgo es lograr que las miradas apunten más alto, que la actuación de la gente alcance el estándar de su potencial y que la construcción de personalidades supere sus limitaciones personales».

Peter F. Drucker

Informes realizados por Gallup dicen lo siguiente:

Comienza con una cifra que induce a reflexionar: solo el 30% de los entrevistados se mostraba comprometido con su empresa. Es decir, que la gran mayoría resulta ser empleados “zombies” que pasan por sus puestos con un interés muy limitado sobre lo que pasa en su empresa. Poco participativos y, por tanto, poco productivos comparados con el resto.

Si el liderazgo, consiste en sacar lo mejor de la gente para que sean productivos, la conclusión parece obvia: la mayoría de los líderes y gerentes no están haciendo bien su trabajo.

Lograr que un equipo de trabajo funcione de manera autónoma, aún con las diferentes personalidades y actitudes que poseen los colaboradores que lo integran, es una responsabilidad que asume el líder del grupo.

Define metas y objetivos con tu equipo

Es responsabilidad del líder, fijar las metas y objetivos que se esperan alcanzar como grupo, así como dividir las tareas que cada colaborador del equipo debe realizar. Estas acciones evitarán desmotivaciones y frustraciones a lo largo del desarrollo del proyecto.

Invierte en cada uno de los colaboradores de tu equipo

Un buen líder es capaz de entender a los colaboradores que forma parte del grupo. Por ello, sabe que invertir en el desarrollo de las capacidades de los colaboradores no es un esfuerzo o gasto en vano.

En este punto, es necesario que se apueste por un plan destinado a la formación constante de los trabajadores. De esta manera, los colaboradores serán capaces de desenvolverse eficientemente en un entorno de cambios constantes.

Buscar, contratar y potenciar el talento

Para potenciar la productividad dentro de una tu empresa es necesario hacerse de los mejores talentos en cada área. Para lograrlo, contrata profesionales capaces de aportar ideas y que posean aptitudes que aporten al equipo.

Un líder no teme rodearse de profesionales con mejores capacidades, al contrario, busca aprender de ellos.

Ser optimista y predicar con el ejemplo

Son varios los estudios que demuestran que un liderazgo optimista mejora la productividad de la empresa, y es que ofrecer pensamientos positivos por parte del líder hacia el equipo mejora la productividad y el compromiso de los trabajadores.

Delega con alegría y confía en tu equipo

Delegar la mayor autoridad que sea posible aumentará la motivación de tus colaboradores.  Cuanto más un líder delegue autoridad a los trabajadores, más trabajo se hará y a menudo se desarrolla mejor. La mayoría de los empleados disfrutan de la autoridad que se le otorgue, por la confianza y fe que se les deposita en su capacidad y desempeño.

Renegocia cuando sea necesario

A veces aparecen situaciones imprevistas que deben atenderse con urgencia, pero eso no necesariamente significa que haya que sobrecargarse de trabajo. En lugar de esto, deben redefinirse las prioridades y renegociarse los compromisos adquiridos previamente con tus colaboradores.

Para ello, deberás acudir a la persona indicada, explicarle el cambio que necesita implementar, rechazar la tarea o delegarla.

Ya te adelanto que, un líder que reorganiza a tiempo sus prioridades para atender imprevistos gana mucho más respeto en su equipo y predicando una vez más con el ejemplo, que quienes dejan todo a la deriva.

Para terminar, te dejo con este dato: Cuando en una empresa hay buenos líderes, se tiene 50% más probabilidad de superar las expectativas anuales de ingresos y 80% más oportunidades para elevar las ganancias.

Tú misma.

Tienes todo el verano para reflexionar si realmente tu equipo es productivo o no y si no lo es, empieza a poner en práctica todos estos consejos que te he dado, te aseguro que notarás la diferencia.

Si necesitas más ayuda me tienes a golpe de clic. Reserva una sesión de 30 minutos totalmente gratuita y hablamos: << AGENDA CITA DESDE AQUÍ>>

Estaré encantada de que me respondas en los comentarios

Recuerda,

Crea tu buena suerte con confianza, coraje y constancia. Y haz que suceda.

Un abrazo y gracias por acompañarme semana a semana.

Marta Zúñiga

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Si sigues utilizando este sitio, aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar