Y de repente teletrabajo, ¿y ahora qué?

La comunicación en estos casos es clave para evitar mal entendidos.

¿Nunca te has planteado por qué no te pones de acuerdo con ciertas personas? 

¿Y en cambio te llevas de maravilla con otras, sin esfuerzo alguno?

Es muy simple, nos entendemos mejor y nos gusta relacionarnos con la gente de “nuestro mismo color”, tanto en el ámbito profesional como personal. Sin embargo, nos cuesta hacerlo con la gente que tiene “un color” predominante contrario al nuestro.

Te voy a dar una de las herramientas más importantes y eficaces que utilizo en las empresas y que te ayudará a comunicarte y a trabajar mejor con tu equipo, cliente, compañeros, etc.

Es fácil, memorable y sobre todo, muy útil.

En realidad, es un cambio de paradigma que va a influir en los objetivos y en el negocio. Y consiste en tratar a los demás como ellos son y ven el mundo y no solo como lo ves tú. Rendirán más, te comunicarás mejor y sobre todo la relación será eficaz y productiva.

Según la Metodología Hallos, y ahora al grano, las personas nos relacionamos con el mundo a través de 3 canales. El mental, el emocional y el de acción.

Hay personas que funcionan por objetivos (acción), otras que necesitan tener todos los datos para tomar decisiones (mental) y personas que son más relacionales y trabajan muy bien en equipo (emocional).

Para poder identificar todos los perfiles les han otorgado un color. Hay “5 colores”.

¿Te imaginas identificar a las personas de tu alrededor – jefes, compañeros de trabajo o clientes- en alguno de estos colores para saber cómo interactuar con ellos? ¿Y más trabajando en remoto?

Podrás encontrar rasgos de los cinco en una misma persona, pero la clave está en encontrar que color predomina en cada uno.

Pongamos un ejemplo : Tenemos que hacer una presentación y vender un producto.

Si detectas que la persona a la que vas a presentarle una propuesta “es blanco”, tendrás que desarrollar todo tu ingenio pues son personas innovadoras que les gusta lo diferente.

Si intuyes que la persona a la que vas a presentarle una propuesta “es azul”, te centrarás más en presentarle todo de una forma más organizada y muy bien estructurada. Con muchos datos y procesos concretos.

Si “es verde”, deberás mostrarle los beneficios que tiene para las personas, equipo, cliente, consumidor o equipo. Son empáticos y el contribuir o ayudar a los demás es importante para ellos. Destacar también lo bien que vais a trabajar juntos y en equipo.

En cambio, si esa persona “es marrón”, ten por seguro que va a observar hasta el más mínimo detalle de tu presentación y de tu producto e intentará conectar todo lo que le vayas explicando. Eso si preséntale diferentes perspectivas no te enfrasques solo en una.

Hay un perfil en las empresas que es muy común, el “naranja”. Es la persona que rinde estupendamente por objetivos y retos. Su foco va a estar en resultados, en ganar cuota de mercado, en competir mejor y en ir a la acción, mejor pronto que tarde.

¿Ya sabes de qué color eres?

Si tienes dudas o quieres comentarme algo estaré encantada de leerte en comentarios.

Y recuerda,

Crea tu buena suerte con confianza, coraje y constancia. Y haz que suceda.

Un abrazo y gracias por acompañarme semana a semana.

Marta Zúñiga

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si sigues utilizando este sitio, aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar