Objetivos comunes en el “fragor de la batalla”

¡Hola!

¿Qué tal ha ido la primera semana del 2017?

Hoy te quiero hablar de algo que me quedó pendiente el año pasado.

¿Te acuerdas de este post?

<<<<<<<<<<<Cómo gestionar un conflicto mejor? >>>>>>>>>>>.

Pues lo prometido es deuda, así que en el Por fin es lunes de hoy te cuento como definir objetivos comunes, cuando estás en medio de una bronca, ya sea personal o profesional.

Hay veces que nos enredamos en una discusión porque simplemente no tenemos los mismos objetivos.

Las personas bien dotadas para el diálogo, no terminan las conversaciones con un ganador o un perdedor, buscan, generalmente, una solución intermedia, que les beneficie a los dos.

Para conseguirlo, es vital conocer que quiere el otro. Y olvidarnos de reacciones tipo “me voy a mi cueva” o te salto a la yugular para salirme con la mía o incluso un falso diálogo hasta que la otra persona ceda.

¿Qué hacer entonces? Para dejar de discutir, es conveniente que dejemos de creer, a pies juntillas, que nuestra opción es la mejor y la única. Es decir, olvida tu ego y saca tu yo negociador.

Empieza por reconocer el objetivo tras la estrategia.

Un primer paso estupendo es compartir tu objetivo, aunque siento decirte que esto no es suficiente. ¿Por qué? Porque confundimos objetivos con estrategia.

Ejemplo: Vuelvo a casa después de un día de trabajo fuera y le digo a mi marido que quiero ir al cine. Mi marido dice, que prefiere quedarse en casa y relajarse. Y entonces discutimos. Por el cine, por el estrés, por la falta de tiempo, etc.

Parece incompatible, salir y quedarse en casa. ¿no?

Tal vez no, se puede romper esta discusión hacia ninguna parte con una pregunta.

¿Por qué quieres eso? ¿Por qué quieres quedarte en casa?

Respuesta: Porque quiero dejar de correr arriba y abajo durante todo el día.

¿Quieres paz y tranquilidad? Si, sobre todo.

Y ¿tu? ¿Por qué quieres ir al cine?

Para estar un rato contigo, sin niños.

Antes de tener un objetivo común hay que saber cuál es el anhelo de la otra persona.

Si tú quieres paz y tranquilidad y yo quiero estar contigo tranquila, sin niños, ¿qué te parece si nos vamos a dar un paseo por el parque?

Es recomendable tomar distancia con el contenido de la conversación, que generalmente se centra en las estrategias, y analizar los objetivos subyacentes. A veces cuando reconocemos los objetivos en la estrategia vemos que tenemos objetivos compatibles y surgen nuevas opciones.

Si quieres saber más te recomiendo el libro de Conversaciones cruciales, Es un “must” si quieres aprender a gestionar conflictos con cierta soltura.

Y esto es todo amigos, que decía aquel. El lunes que viene nos vemos de nuevo.

Por favor comparte si te ha resultado útil y suscríbete a mi blog!!! Recibirás consejos extras que sólo comparto por mail, solo si te suscribes.

¡Te deseo que pases un buen lunes y una gran semana!

Un abrazo y gracias por leerme.

Marta

Si sigues utilizando este sitio, aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar